Para agradable sorpresa, la Isla del Son Entero, afincada en el Caribe y con imagen de Caimán vigilante, posee unas siete mil 500 especies de plantas y ocupa el cuarto lugar a nivel mundial entre las de igual condición insular en cuanto a mayor diversidad vegetal.

Razón esta por la cual, la conservación de la flora cubana es una tarea de importancia nacional, regional y mundial, algo que se corresponde plenamente con las estrategias y convenios mundiales suscritos, y con la Estrategia Nacional de Conservación de la Biodiversidad y los Lineamientos Económicos y Sociales del Partido y la Revolución aprobados en el VI Congreso.

El doctor en Ciencias Ricardo Abreu Blaya es uno de los ganadores del Premio de la Academia de Ciencias de Cuba, junto al DrCs. Juan Bory Reyes, DrCs. Luis Velázquez Pérez y la DraC. Clara Luz Reynaldo Argüelles.

La ciencia holguinera de nuevo se viste de largo. Destacados miembros de la comunidad del territorio, orgullos genuinos, el DrCs. Luís Velázquez Pérez, el DrCs. Ricardo Abreu Blaya, el DrCs. Juan Bory Reyes y la DraC. Clara Luz Reynaldo Argüelles, merecieron en 2016 el más alto sitial de la Academia de Ciencias de Cuba.

La provincia de Holguín alcanzó resultados significativos en materia de Educación Ambiental, al cierre del último ciclo de labor (2010-2015), a pesar de estar aún distante de la cultura medioambiental aspirada para la población.

La MsC. Norkis Ochoa Aguilera, especialista de la Unidad de Medio Ambiente de la delegación del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (Citma), señaló que fue posible, particularmente en el último año, por la implementación de indicadores de evaluación propuestos por la Red de Formación Ambiental (REDFA) en el territorio.

Resultado del talento creador de los miembros de la Red, esos indicadores permitieron visualizar los impactos, mediante la ejecución del plan de acción provincial, parte de la Estrategia Nacional de Educación Ambiental del ciclo culminado.