Por Leonardo Nieves Cruz    This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.                            

Desde mis tiempos de estudiante en una universidad moscovita a finales de los años 70 aprendí las sabias palabras del gran científico ruso Dmitri Ivanovich Mendeleiev referidas a que la ciencia comienza allí donde empieza la medición.

Al pasar de los años y constatar la gran labor de la Oficina Territorial de Normalización de nuestra provincia, he podido comprobar tal afirmación del sabio químico ruso, creador de la tabla periódica de los elementos quimicos. Y es que si hay un colectivo en Holguín que muy bien conoce y aplica esa máxima de Mendeleíev es el de esa institución, conocida también por su sigla OTN o como Centro Metrológico.

Entre las actividades de interfase más importantes para el Sistema Territorial de Ciencia, Tecnología e Innovación, y para la actividad productiva y de servicios, están la normalización, metrología y la calidad, cuya política estatal asume con gran responsabilidad  la OTN abarcando las provincias de Holguín, Granma y Las Tunas.

Institución perteneciente al Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente y ubicada en un bello edificio en las inmediaciones del Hospital Clínico Quirúrgico Lucía Íñiguez Landín de la ciudad de Holguín, la Oficina Territorial de Normalización resalta por su impecable cultura organizacional, la calidad de sus servicios y por la gran profesionalidad de todos sus directivos, especialistas y trabajadores.
Desarrollo de auditorías de calidad, comprobaciones y certificaciones metrológicas y de normalización, servicio de información de normas y la entrega anual del Premio Provincial a la Calidad y la Competitividad figuran, junto a muchos otros, entre las actividades y servicios científico tecnológicos de la OTN holguinera, cuyo colectivo ha logrado obtener los más altos indicadores económicos, técnicos, sociales y sindicales de Cuba. Por ello ha resultado la mejor del país y recibirá próximamente, en acto solemne, la bandera que los acredita como Vanguardia Nacional.

La comunidad científica de esta provincia del universo, cuna de Fidel y Raúl, los felicita.